EL AULA DE JESÚS Oscar Gómez



Jesús pasó más del 80 % de su ministerio al aire libre.

El Maestro desarrolló la mayor parte su trabajo afuera, en lugares abiertos y ésta también fue la práctica apostólica. El Señor edificó a sus discípulos en las calles y a la vez evangelizaba a los inconversos. Si nos quedamos adentro difícilmente daremos continuidad a la obra.
La escuela de Jesús para entrenar sus discípulos no era una clase de pizarra, cumplía su misión entre el pueblo, en las calles. ¿Cuál era la dirección donde se reunía Jesús?¿Qué día y a qué hora era la reunión? No lo encontramos.
Tenemos que comprender que el Padre y el Espíritu Santo trabajan donde está la necesidad. El aula de Jesús era ir delante de sus discípulos y mostrarles como se hace. Aquí estamos ante un punto esencial para el verdadero avance de la obra. Mediante la acción, el liderazgo cristiano debe demostrarle a la hermandad como se predica, como se lleva a una persona al arrepentimiento y como se enseña el reino de Dios “in situ”, allí donde está la gente. Aún más, ejerzamos los dones espirituales en el campo de labor.
Necesitamos una vez más ver a Jesús como modelo de obra, soplar el polvo de más de 2.000 años de costumbres y tradiciones. Jesús no cambió, El es el mismo ayer, hoy y por los siglos.

Entradas populares de este blog

LOS MONTES EN LA BIBLIA- OSCAR GÓMEZ

EL SIGNIFICADO DE LOS BARCOS EN LA BIBLIA Oscar Gómez

9 BENEFICIOS DEL ESPÍRITU SANTO- OSCAR GÓMEZ