Ir al contenido principal

Entradas

Mostrando entradas de agosto 15, 2014

ESTABLEZCA PRINCIPIOS CRISTIANOS AL ORIENTAR Ángel Negro

Cuando una persona acude a un líder, pastor, consejero, etc. buscando orientación:

    P. ¿Qué espera obtener como resultado de la conversación?     R. Que se le resuelva(n) el o los problema(s).     P. ¿Por qué quiere que se le resuelvan los problemas?     R. Porque busca su bienestar. No sufrir.
No está mal que las personas busquen sentirse bien, pero, tenemos que tener cuidado de no involucrarnos tanto sentimentalmente en su problema, que perdamos el discernimiento espiritual de la situación y estemos orientando en contra de lo que Dios está haciendo.
Lo prioritario de la persona que consulta es: “sentirse bien”.
La prioridad en las Sagradas Escrituras es: “que se haga la voluntad de Dios”.
Si logramos que las personas acepten la voluntad de Dios, encontrarán el bienestar.
¿Cómo se logra esto? Debemos procurar que voluntariamente las personas pongan como meta de su vida, hacer la voluntad de Dios y ser conformados a la imagen de Jesús. Que por propia iniciativa deseche todo intento de ser …

DEBEMOS ASUMIR PLENAMENTE LA RESPONSABILIDAD PERSONAL Jorge Himitian

Adán no asumió su responsabilidad  cuando Dios le pidió cuentas. Hizo tal como solemos hacer hoy, acusó a su mujer y dijo : “La mujer que me diste por compañera me dio del árbol, y yo comí ”.  Adán se presentó como víctima debilitando su responsabilidad.
Dios llamó a Eva y le dijo : “¿Qué hiciste ?”, y Eva tampoco asumió su responsabilidad y acusó a la serpiente. Hoy muchas veces le pasamos la responsabilidad de nuestra conducta a los demonios.
La operación de Satanás existe,  la actividad de los demonios es una realidad, la debilidad de nuestra carne es indiscutible. Tampoco podemos negar la influencia que ejerce sobre nosotros la maldad de los hombres, la presión del mundo, o las circunstancias adversas. Pero nada de todo esto nos exime de nuestra responsabilidad personal. Menos aún hoy en día, porque Dios, a través de Jesucristo, nos proveyó todo lo que necesitamos para vivir en victoria sobre Satanás, los demonios, la carne, el pecado, la tentación, el mundo, y sobre todas las circu…